16 abr. 2013

Confidencias

Vaya, qué movidita fue tu juventud! Yo creyendo que lo mio te podría sorprender, jaja!!!
Tuve 19 tías y tíos y tengo 32 primas y primos, jeje!!
Mis tias eran empleadas de hogar en Lisboa. Un día una de ellas vino de visita. Le dijo a mi madre que se llevaba a María para cuidar a los niños de la familia donde trabajaban 4 hermanas de mi madre. María tenía 14 años y podía ayudar, pero dijo que no. Yo miraba a mi madre y me dí cuenta de su decepción. Y es que aunque teníamos un plato de comida, a veces era poco. Entonces dije "Yo voy". Solo tenía 11 años, mi tía dijo que era muy chica, pero que me fuera con ella por lo menos a pasar unos días.
Finalmente me quedé 2 años. Todos los meses le enviaba el dinero a mi madre. La Señora de la casa y mis tías me compraban la ropa y todo, además me querían y mimaban. Pero un día quise volver a casa. Nadie lo entendía, pero yo no quería pasar la vida en una casa sirviendo.
Le dije a mi madre que ya podía trabajar en el campo y así lo hice. El trabajo del campo a veces faltaba y otra vez me pasó lo mismo. Un día vinieron a casa buscando una chica para un pequeño hotel a 20 km del pueblo. Maria otra vez se negó, Mimos dijo que no y yo... dije que sí...
Estuve 9 meses. En Octubre cumplí 15 años, era la feria de la pequeña ciudad y se llenó el hotel. Cada noche se quedaba alguien para abrir a los clientes. Una vez en que me tocó a mí, me dormí sobre la mesa con la cabeza apoyada en los brazos y... Seguro que lo adivinas... Me desperté porque uno de los propietarios me besaba el cuello, me acariciaba, y claramente lo tenía encima. Me puse de pie y le empujé con todas mis fuerzas. Inmediatamente se disculpó. Cuando se fue me puse a llorar. Los días siguientes no le saludaba, él me pidió perdón, dijo que fue un impulso, etc. La verdad es que los 3 hermanos eran personas muy educadas y respetadas. Lo estuve pensando, y decidí irme, nadie supo nunca porqué.
Ahora con la distancia y la edad no me parece tan terrible. Casi podría ser una simple anecdóta, pero era una niña...
Te contaría muchas cosas, pero ya tienes mucho en que pensar amigo mio. No sabes cuanto te aprecio. Un abrazo.

Esto fue un día, hablando de todo un poco con Joan...

10 comentarios:

  1. como vão longe esses tempos! tivemos tão pouco,e guardamos tanta coisa. guardamos os nossos sonhos,os mesmos que nos protegeram do mal ,que espreitava por vezes a cada esquina ,sem que ninguém suspeita-se. que posso dizer! com alguma sorte,somos as pessoas que somos. és a pessoa que és,ADILIA AIRES.

    ResponderEliminar
  2. Dos gotas de agua, vivas en toda su frescura.

    ResponderEliminar
  3. Adilia, sí hablaste de todo mucho con Joan, en poco tiempo te conocía bien, tu pasado, tu presente, tu futuro..., gracias por acordarte de él, el domingo tú también estuviste diciéndole "adiós amigo mío". Te quiero Adilia!!!

    ResponderEliminar
  4. Que emprendedora Adilia. Estas guapisima en esa foto. Un beso.

    ResponderEliminar
  5. Sí, esta preciosa niña de la foto es mi mamá.. Mi mamá mucho tiempo antes de conocerme a mi, jeje, con sólo 15 añitos. Me encanta. Sigues con la misma mirada llena de ternura. Los años y las experiencias (buenas y malas) no te han cambiado la expresión ni el brillo de tus ojos.
    En cuanto a la historia, yo ya la conocía. Es un claro ejemplo más de tu fuerte personalidad e integridad. Jamás hubieras pasado por alto ningun acercamiento indebido. Ya no estabas cómoda y te piraste! Y a otra cosa mariposa, q no se te caían los anillos.

    ResponderEliminar
  6. Sí, esta preciosa niña de la foto es mi mamá.. Mi mamá mucho tiempo antes de conocerme a mi, jeje, con sólo 15 añitos. Me encanta. Sigues con la misma mirada llena de ternura. Los años y las experiencias (buenas y malas) no te han cambiado la expresión ni el brillo de tus ojos.
    En cuanto a la historia, yo ya la conocía. Es un claro ejemplo más de tu fuerte personalidad e integridad. Jamás hubieras pasado por alto ningun acercamiento indebido. Ya no estabas cómoda y te piraste! Y a otra cosa mariposa, q no se te caían los anillos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sim, Rosita, é Verdade! tua mãe e tua Tia eram as meninas mais lindas da minha Aldeia, vi as crescer durante sua infancia, minha Mãe ajudou a tirá-las dentro de tua Avó. Eram dois botãozinhos de rosa, tirados de uma roseira, mas sem espimhos! Te conto uma história historia com elas: Eu era muito traquina e uma ves, eu teria 5 aninhos apenas, fiquei cuidando delas enquanto a tua Avó teria ido a algum lado?, eu embalando-as com força de mais, as fiz cair do berço, porque elas não se calacavam e elas tinham uma chupeta feita de um figo embrulhado num pano, e eu tinha comido o figo e elas choravam, e quando teu Avô "Ti Manel" chegou do campo, "seria meio dia" era verão, aranjou outra chupeta, e as calou! Verdade sempre admirei tua Mãe, porque ela é linda por fora e por dento! Felicidades para ti e para teus Irmãos! Beijos!!!!

      Eliminar
    2. Jejejejeje!!! Menudo cuidador y que valor tenía mi madre...

      Eliminar
    3. Muito valor, muito, muito!!!!!!!!

      Eliminar
  7. GUAPA POR DENTRO Y POR FUERA ES DIFICIL TENER ESTE DUO

    ResponderEliminar