26 nov. 2010

Lecturas.


Mi principal pasión siempre fueron los libros, también es cierto que en mi época de jovencita no había internet y en casa no había televisión. Tal vez por eso, alguien con un mínimo de curiosidad e interés por las cosas de la vida y por el mundo, desarrollaba obligatoriamente el gusto por la lectura, única forma de escapar de la rutina.
Tras los cuentos infantiles y juveniles, busco en mi memoria y no rescato gran cosa... El clube de los  cinco... Las fotonovelas de Corin Tellado, las novelas rosas de Bárbara Cartland...

Me parece increíble que haya podido leer tantas tonterías pero leía todo lo que caía en mi mano. Hubo la etapa Agatha Christie y otros, como Simenon... Curiosamente en mi juventud, los cómics ó tebeos, no han marcado un lugar destacado, sólo dejaron huella Tintin y Gaston Lagaffe, con los que me partía de risa, y eso fue ya de mayor. De hecho más tarde le compré a mi hijo toda la colección de Tintín, que viajó con nosotros cuando nos vinimos a España y se quedó en nuestra casa del pueblo el día que nos mudamos a Sevilla, tras mi separación matrimonial (que esa es otra historia).

En fin, volviendo al tema de mis lecturas, hubo una revista a la que estuve abonada por lo menos 10 años cuyo contenido escuadriñaba de la 1ª a la última página. Se trataba del mensual Seleccion del Reader's Digest.
En Círculo de Lectores, no sabría decir cuántos años fuí una fiel cliente, y no compraba por comprar, seleccionaba cuidadosamente en función de mis gustos del momento, y de la oferta...
Desde que mis hijos tienen casa, algunos de esos libros se han trasladado con ellos, con gran placer para mí, pues hubiera sufrido al saber que no los conservarían... La comédie humaine,  clásicos ingleses, los nobel, decenas de biografias, trilogías y best-sellers... Espero que un día alguien diga: "Estos libros eran de mi abuela"

6 comentarios:

  1. minha querida Adilia: eu tenho a certeza que sim.algum dia alguem dirá, estes livros eram de minha avó.Se isso não acontece-se, teria sido em vão,todo o teu esforço..passagem de valores
    para filhos. sabes que pese embora ,o conflito de gerações,os nossos filhos ,captaram esses valores com a devida atenção e farão usso deles no momento certo. fica tranquila. Admiro a tua
    sabedoria, eu tambem sempre gostei de ler, mas creio que não fui tão aplicada.beijos

    ResponderEliminar
  2. Certifico q mi mamá ha sido siempre una gran lectora. Desde q tengo uso de razón la recuerdo con un libro en la mano, aprovechando cualquier descanso, después de la comida, durante el café del desayuno, a la noche en la cama... con su lamparita y sus gafas... Me gustaba ver desde mi habitación la luz de su lamparita que salia de su cuarto, creo q me ayudaba a dormirme el saber q ella estaba ahi sumergida en su lectura.
    Una imagen q siempre me acompañará: mamá y sus libros.♥

    ResponderEliminar
  3. sabía q recordarias qué libro habías comprado (yo recuerdo donde y cuando compré los mios ...y me pasa algo similar con las fotos)
    En mi niñez, tampoco había internet, la tv comenzaba a emitir a las 6 de la tarde, hasta q llegaba el 'amo del calabozo' -mi padre- y se acababan las opciones. Siempre pegada a un libro...,(menos novela rosa y poesia)
    Traté de transmitir ese 'tesoro', negociando horas extras de videojuego x capitulos de un libro, q ibamos a comprar juntos y q yo tb leia para comentarlo juntos.
    AH! no me gustaba 'el club de los cinco', creo q me sé todas las aventuras del sr. Poirot, ya q eran los + economicos y a mis progenitores eso d los libros les parecia un gasto innecesario...
    Lo reconozco: yo tampoco lei El Quijote

    ResponderEliminar
  4. Esto de la lectura es fascinante, me has hecho recordar a "Corín tellado", era fanática de esas novelas. Mi padre leía del Oeste y yo esas de amorrrr...En casa tenemos libros por todos los rincones,Jose, que siempre tenía poco tiempo para leer y le encantaba, aprovechaba cuando iba al servicio..allí en un taburete estaba siempre un libro, mis hijos se reían porque siempre decían..¡Jo, papá se ha caído por la taza del WC!!! Hasta con la lectura afloran sentimientos y recuerdos bellos..Gracias Adilia por seguir compartiendo...UN BESAZO!! Mari Carmen.

    ResponderEliminar
  5. jajaja, yo tb leía en el baño, llegué a tener un revistero al lado del w c.
    Leía en los semaforos, y en todas partes.:.:
    besos y gracias a todas

    ResponderEliminar
  6. yo nunca fui muy buen lector pero aun tngo selecciones del rid.... del año 1957 me encantan sobre todo WC asta ahora me sientan una tarima mis lentes y pasan horas (q paz tranquilidad)LUIS PASCUALI

    ResponderEliminar